PYEONGCHANG, Corea del Sur.- El argentino Matías Schmitt, que abrió el telón de la participación de la delegación argentina en los Juegos de Pyeongchang 2018 , finalizó su serie en un meritorio 12º puesto, lo que no le sirvió para clasificarse a la final de snowboard slopestyle. Después de haber estado entre los seis primeros de su serie, aunque terminó en octava posición la primera de sus dos bajadas, al final fue 12° en su grupo, y 24° en el cómputo general, cuando sólo 12 pasaban a la final del domingo.

El snowboarder barilochense de 26 años fue octavo en la primera bajada, sumando un total de 50,86 puntos en las seis secciones de su recorrido. En la segunda, varios fallos le condenaron a caer al 12º puesto, con una puntuación de 20,68. Schmitt habría necesitado 27,50 puntos más para lograr la clasificación. Sólo los seis primeros de cada una de las dos series lograron el billete para la final, que tendrá lugar mañana. La primera serie fue ganada por el noruego Marcus Kleveland con 83,71 puntos, mientras que el canadiense Max Parrot fue el mejor en la segunda (87,36).

Schmitt, único hispanoamericano que competía en snowboard en Pyeongchang, no incurrió en errores durante su primer recorrido por la pista, y se ubicó en el octavo puesto, a dos de los lugares que repartían boletos para la final de este domingo. Pero en la antepenúltima ladera de su segundo intento aterrizó mal y cayó de espaldas.

UCC